Opinión

Infraestructura de red flexible para habilitar nuevas tecnologías

2016.12.28 | Por Marco A. Damián, gerente de Ventas Técnicas de Panduit para México

Marco A. Damián
Marco A. Damián

Ante la rápida dinámica tecnológica que viven hoy en día las empresas, es necesario contar con una infraestructura de red flexible. Cada vez más las organizaciones necesitan implementar nuevas aplicaciones en cuestión de días u horas; muchas veces el principal reto de cambio no está ni en el software ni hardware sino en la infraestructura de cableado.

Para el término del 2016, las prioridades de inversión en cuanto a TI en las empresas habrán incrementado su presupuesto en un 28%, un 49% lo habrá mantenido mientras que el 23% lo habrá disminuido. Cabe destacar que las áreas más impactadas habrán sido la infraestructura y la consolidación; es por esto que es necesario un correcto dinamismo en la infraestructura de red para que no sea un freno en la implementación de nuevas tecnologías.

Para lograrlo, se debe considerar desde el cableado: seleccionar una arquitectura que sea flexible, realizarlo por zonas, utilizar soluciones de diámetro reducido. Al tomar en cuenta estas básicas acciones, se logra una mayor disponibilidad de espacio, proporcionando mayor flexibilidad a la red y preparándola para implementar nuevas tecnologías, sin necesidad de hacer grandes cambios o grandes inversiones.

El objetivo principal está en dar respuesta inmediata a las necesidades del mercado y no esperar meses para lograr los cambios que se generan ante la era tecnológica que vivimos.

Pero ¿cómo hacer un cableado flexible? Hay dos escenarios principales: cuando se cuenta con una red totalmente nueva y cuando ya hay una ya existente. Cuando es nueva, hay mayor oportunidad de hacer una arquitectura de cableado adecuada, establecerlo por zonas, categorías; al día de hoy, los edificios no deberían pensar en otra categoría más que 6A, ya que está tiene la habilidad de ofrecer flexibilidad a las implementaciones tecnológicas para un futuro a cinco años.

Por otro lado, las empresas que ya tienen su red, pueden lograr flexibilidad empezando por cambios básicos. Cabe señalar que la infraestructura de cableado es la carretera por donde viaja la información. Eventualmente, habrá que hacer cambios. Si hay que meter más autos por un camino, no se construirá de nuevo la carretera, sino que habrá que añadir carriles adicionales. Lo mismo pasa con el cableado, se logra la flexibilidad al utilizar cables de diámetro reducido, al cambiar los organizadores dentro de los racks.

Los cambios en infraestructura pueden pensarse muy costosos o de alto impacto en las actividades empresariales del día a díañ Ante esto, Panduit – desarrollador y principal proveedor de soluciones completas y flexibles de Infraestructura física para redes que brindan a las organizaciones la capacidad de soportar los requerimientos de un mundo conectado – cuenta con especialistas que se encargan de establecer medidas no críticas para lograrlo. Los expertos en este tema deben tener perfectamente medido cómo se va a realizar el cambio, cómo llevarlo a cabo en el menor tiempo posible para lograr que el impacto no sea significativo.

La recomendación de Panduit ante una nueva implementación de red es que no se escatime en la infraestructura, ya que de  la inversión realizada en todo el proyecto de TI, sólo el 5% corresponderá al cableado. Por otro lado, si no se realiza bien desde el principio, en un futuro, el 70% de las fallas que pueda presentar la red, corresponderán a una infraestructura de cableado mal ejecutada. Panduit ofrece soluciones integrales con mecanismos útiles que ayuden a estar preparados para la habilitación e implementación de tecnologías en las organizaciones.

El avance de la digitalización de las tecnologías está abriendo nuevos caminos y oportunidades que requieren que la infraestructura física en las empresas esté preparada para anticiparse a las necesidades de los clientes. Es por esto que Panduit prepara GSIC 2017, un foro que abrirá sus puertas en una edición más del 1 al 4 de febrero 2017, en Cancún, México, para extender el panorama tecnológico y ampliar la visión de negocio, y así contar con las herramientas  tecnológicas que el mundo globalizado exige.